Nunca olvidamos lo que aprendemos con placer, Alfred Mercier

Jose Valle, 17/06/2019    #EDUCACIÓN, #REDES SOCIALES, #TECNOLOGÍA




Tengo un debate en mi entorno, que dura ya unos cuantos años, sobre la influencia de la tecnología en los usuarios. Hace 20 años Jakob Nielsen lo apuntaba en su blog, publicaciones y en “Designing Web Usability: The Practice of Simplicity”: los usuarios no leían lo que se les ponía en una pantalla, lo escaneaban. Eso en pantallas enormes, no en un ridículo móvil, donde consumían Internet de forma ocasional, algo que ahora hacemos constantemente. Aún así hay gente que se niega a verlo y otros que dicen, yo controlo. Ja.

Lógicamente ahora el consumo de información se hace de una forma mucho más apresurada y dedicando aún menos tiempo, es demasiada y debe ser procesada rápidamente. Si además hablamos de usuarios que no parten de una relación previa con los libros u otros medios escritos, no hay una inclinación a invertir un tiempo precioso en algo que entienden no les aportará demasiado. Nuestros hijos están en esa situación.

La curiosidad de los más jóvenes se dirige a temas absolutamente intrascendentes, que no les ayudará a crecer de ninguna forma positiva. El sistema educativo no parece interesado en corregir esta situación, algo que vengo observando y denunciando desde finales de los ochenta. Por tanto lo más probable es que en España, eso de las generaciones más formadas de la historia solo sea aplicable a un ridículo porcentaje.

Despertar la curiosidad de los más jóvenes es la mayor responsabilidad que tenemos como sociedad, casi nada. Si fallamos, les estaremos condenando a ser el juguete de los políticos y las redes sociales. Y con ellos, nosotros también lo pagaremos.




0 Comentarios

Para comentar con tu nombre o un alias puedes registrarte o iniciar sesión si ya tienes cuenta.


Este es un comentario anónimo






Noticias recientes